Una Corte y una quebrada (un video incriminador)

Desde que reasumió el poder en diciembre de 2019, CFK impulsa un plan para doblegar y someter al Poder Judicial buscando quedar absuelta de sus 14 procesos. Ya lo consiguió en varios, pero continúan avanzando los más graves y peligrosos para ella. Muchas de sus acciones constituyen delitos de derecho penal, otras son delitos tipificados en la Constitución con consecuencias gravísimas (traición a la patria). Pero inexplicablemente, pese a la gravedad de las acciones, la opinión pública las analiza una a una en forma separada, queriendo verlas como lluvias aisladas en vez de una espantosa tormenta.

Comenzó copando todos los organismos de control del Estado, la Procuración del Tesoro, persiguió a periodistas y medios, arremetió sin suerte contra la Procuración General de la Nación, simultáneamente presentó un ‘plan de reforma judicial’ intentando cambiar la Justicia que, felizmente, tampoco prosperó. Pero el fallo de la Corte que en diciembre de 2021 anuló la reforma del Consejo de la Magistratura la enloqueció.

La Tormenta Sorpresa de Cristina para conquistar el poder judicial

Así redobló proyectos para aumentar los jueces del Alto Tribunal, optando por el irracional que propone 25 jueces. Muy recientemente, y ante la inminencia de un primer fallo de condena, en una típica acción de los servicios, entrenados profesionales violentaron una oficina judicial para acceder a declaraciones juradas de los jueces (y de sus familiares) que la juzgan en una clara manobra de intimidación. Finalmente, el lunes 18 de julio difundió difundió en las redes un video muy elaborado con insultos, amenazas y agravios contra los jueces de la Corte y algunos fiscales y jueces.

Una nueva ‘producción’ de CFK

De la Corte ejemplar a la Corte de los cuatro es un video inspirado y producido por la Vicepresidente y titular del Poder Legislativo y por sus equipos técnicos destinado a atacar a la Corte Suprema y al Poder Judicial.

Como veterana luchadora, aun al borde del KO, martillea con sus golpes, esta vez con un arma de calidad – y de altísimo costo – para acusar a los actuales integrantes del Alto Tribunal y desprestigiar a la institución: en vez de defenderse acusa, su defensa es la acusación.

El plan K lleva a la justicia a caminar por la peligrosa cornisa de la autocracia

Les imputa a los ministros diversas irregularidades intercalando sin pudor alguno, las denuncias que le atañen por la pavorosa corrupción que diseminó durante su gobierno. Aunque apunta a la Corte, abarca en su ataque a otros integrantes del Poder Judicial.

En la primera parte ensaya una comparación peyorativa entre la Corte que designó Néstor Kirchner y la actual conformación. El intento no convence pues dos de los cuatro ministros actuales integraban aquél que considera un dream team; el tercero es un destacado jurista al que su esposo convocó como Ministro de Justicia, y sólo el cuarto es de reciente designación. Luego siguen otras cuatro partes en los que se concentra a denigrar a la actual integración, a otros jueces y fiscales, y a victimizarse.

El video, virtudes y defectos, buena técnica, pero muy flojo guion

El ‘arma’ utilizada, un video de unos 15’ de duración, es de gran calidad técnica: es muy claro, con buena fotografía, muy buena dicción, ágil en los tiempos y buena combinación de imágenes.

Pero contrasta con la pobreza del guión: una mezcolanza de afirmaciones dogmáticas, mentiras, contradicciones y nada de imaginación y cero dosis de verdad. Es un video auto incriminante en el que confiesa las verdaderas las razones del ataque a la Corte Suprema por Néstor Kirchner en 2003. También incurre en delitos de injurias y amenazas contra el Alto Tribunal y otros jueces y funcionarios que están juzgando su accionar. Las acusaciones a los ministros son muy livianas, basadas en afirmaciones sin respaldo alguno como las referidas a un desfalco en la obra social de los judiciales, una acusación en curso contra Rosatti, y algunas risibles como la que le asigna a Lorenzetti ser el autor intelectual de la doctrina Irurzun (¿); destila rabia por el sobreseimiento que la Justicia hizo del cargo contra el expresidente Macri por un supuesto ‘espionaje’ a los familiares del ARA San Juan; asigna a esta Corte el fallo de la Ley de Telecomunicaciones que corresponde a la anterior composición (a la que considera ejemplar); y la responsabilidad por el endeudamiento con el FMI. Por momentos desvía su atención al Fiscal Stornelli, y sus supuestos irregularidades.

Aquí es la acusada quien acusa como en el mundo del revés de María Elena Walsh o en el cambalache de Discépolo. En vez de dedicarse (como pueda) a exculparse de sus acciones casi imposible de ocultar, su técnica es acusar a la justicia que la juzga.  No intenta disimular su inhabilidad moral, sus intereses en conflicto, ni iluminar las zonas oscuras, los pozos negros y las ciénagas subyacentes en el relato: sólo apunta a diseminar insultos y bajezas (de paso, sería importante verificar si estos panfletos se hacen con recursos públicos).

Perspectivas para este video en la categoría ciencia ficción o la de manipulación

“De la Corte ejemplar a la Corte de los cuatro” no ganará ningún premio internacional de cortometrajes. Ciertamente no califica como ‘documental’ ni tampoco como manual de docencia ni de divulgación de virtudes republicanas.

Con jueces así y un Consejo de la Magistratura tan absurdo, no hay constitucionalidad que aguante

Quizás podría incluirse en el género de ciencia ficción o, mejor aín, postularse como un manual o modelo de acciones disuasivas y desinformación para el que se requiere una gran dosis de cinismo. En efecto, la ‘actriz’ CFK, sepultada bajo las evidencias, intenta convencer de estar injustamente perseguida por delitos inexistentes y momento fabrica una cortina de humo. Alguien distraído, o no demasiado informado, un extranjero, por ejemplo, puede estar inclinado a creer lo que está escuchando y le hace olvidar la gravedad de lo ocurrido en nuestro país.

Qué es lo que CFK intenta ocultar esta cortina de humo. Nada menos que la pregunta ¿cómo fue posible que, en un otrora próspero, pero hoy alicaído, país sudamericano en permanente default, ocurrieran tantos golpes de fortuna y se revoleara tanto el dinero? Modestos empleados, choferes, jardineros o secretarios de su confianza devinieran de pronto en poderosos millonarios, pequeñas empresas de la nada pasaran a ganar todas las obras públicas

La única característica que los unía era que todos tenían un estratégico vínculo con los K. Hoteles fantasmas sin pasajeros generan fortunas para sus titulares. En el país circulaban valijas repletas de dólares, bolsos de dinero que se dejaban en oficinas públicas, – algunos, el más famosos, introducidos en un sospechoso convento. Cuevas como la famosa Rosadita tanto dinero circulaba que en lugar de contarlos  recurrir a maquinas contadoras, las pesaban.

También hay otra pregunta: ¿Cómo es posible que un matrimonio modesto radicado en una alejada provincia acumulara tamaña fortuna?; ¿cómo pasó ella, eterna empleada del Estado, a ser ‘una profesional exitosa’ y ahora ya se reconoce como ‘gran burguesa’; ¿cómo sus dos hijos pasaron a ser multimillonarios?

Y sólo una buena película de ciencia ficción podría explicar la desaparición de un enorme capital de us$ 1,000 millones (es el total de lo cobrado por la provincia de Santa Cruz), sin explicación plausible, quedó con el tiempo reducido a unos pocos miles.

Integrantes de la Corte Suprema

Escándalo institucional

Pero lo que ha hecho la Vicepresidente también hay que juzgarlo desde lo institucional.

El video obtuvo la repercusión que ese buscaba. Pero pocas críticas y comentarios reparan en las graves implicancias institucionales (salvo la imperdible nota de Rodríguez Yebra citada).

Es inconcebible que la Vicepresidente y titular del Senado dedique tiempo esfuerzo y dinero, mucho dinero, para una obra que, sin tapujos ni subterfugios, aspira a ser un misil devastador contra otro poder del Estado, el Poder Judicial. Hay diferentes niveles para la crítica política aun entre representantes de los poderes: desde el disenso respetuoso hasta lo que podría ser un exabrupto durante un discurso, una rueda de prensa o en el fragor de un debate, Mucho más grave es una declaración escrita y con un grado superlativo de gravedad, lo es un material como este video que requiere horas de elaboración y meditación con la participación de gran equipo de trabajo a lo largo de días y semanas.  Además, no puede ser analizado como algo aislado: es una capítulo más del plan que está desarrollando CFK. La técnica de redoblar sus ataques es constante esto viene como dije desde años atrás en Visión Liberal.

La saga de los Kirchner – La acusada que acusa

El video de CFK es una bomba destinada a la Corte Suprema, pero es para ella un arma de doble filo: le pueden alcanzar muchas esquirlas. Ciertamente pone presión en la Corte, pero también es una acción más que la incrimina y hunde aún más su figura ante la opinión pública sana. Es un edición especial de la saga de los Kirchner, y seguramente continuará. En definitiva, es la esposa de Néstor Kirchner, aquél que su primer discurso del 23 de mayo de 2003 prometiera “traje a rayas a los corruptos”, la que advierte que ya la Justicia le está tomando las medidas.

No te pierdas las últimas noticias de Visión Liberal. Súmate a nuestro newsletter.

Loading Facebook Comments ...
1 Comentario

Dejar una respuesta