Tres ministerios nuevos, más empleados, más impuestos: el arte de hacer siempre todo mal

PRESUPUESTO BONAERENSE

Por: Santiago Costa y Daniel Ortega (*)

Uno de los eventos más importantes para los ciudadanos argentinos es la votación del presupuesto, tanto a nivel nacional como provincial. En la provincia de Buenos Aires se ha presentado un nuevo delirio, que comienza con la creación de tres nuevos ministerios, el de Transporte, el de Ambiente y el de Hábitat y Desarrollo, y todos los empleados públicos que serán contratados para ellos y otros cargos. En total suman 25.450, pues el mejor método para solucionar las falencias generadas por trabajadores ineficientes es contratar más, utilizando el mismo razonamiento lógico que quien para arreglar una fuga de agua le da vueltas y vueltas con una cinta. Si lo que está no funciona, ¿no sería mejor cambiar el método o el sistema?

Dentro del presupuesto 2022 que se presentó en la legislatura de Buenos Aires bajo el nombre “Ley de Presupuesto e Impositiva 2022”, también denominado en qué planean gastar la tuya y cuánto proyectan que te robarán, se estima un gasto de 3,1 billones de pesos.

Si promediamos un paquete de polenta de 750 g en 90 pesos, nos darían 34,4 mil millones de paquetes, lo que redondeando la población de Buenos Aires en 18 millones nos daría que a cada habitante podríamos entregar alrededor de 1,9 mil unidades de polenta, que son alrededor de 5 al día.

El gasto aumentaría casi un 50% respecto al año en curso, debido a que ninguna cantidad les es suficiente, y con ello se espera arreglar los problemas de siempre en materia de salud, seguridad y educación. Los impuestos suben, la pobreza y los crímenes también, con un delito cada tres minutos en promedio. El derroche será financiado a través de una suba en impuestos patrimoniales, que incluye los inmobiliarios, las patentes y las embarcaciones, en un valor que ronda el 35%, ya que atraer inversiones siempre fue el objetivo del Frente de Todos. El problema es que las atraen a Uruguay, que en comparación es cada vez un destino mejor para ellas.  Por lo menos lo intentaron.

Según palabras de Pablo López, ministro de economía, el déficit primario entre 2020 y 2021 se mantendría, proyectando 50 millones de déficit primario y 133 millones de déficit financiero. A esto se agregaría un pedido de financiamiento por 210 millones, puesto que la austeridad fiscal no es opción para quienes juegan los intervencionistas que buscan robar y dilapidar el dinero ajeno. Si esto es lo que consiguen tratando de dar lo mejor, todos esperamos el día que tengan mala suerte.

En su presentación del presupuesto el ministro comparó los valores con los del 2019, año en el que asumieron y triunfaron frente al ajustador gobierno cambiemita que solo velaba por sus intereses. Ahora están ellos, cuyas obras públicas por alguna razón siguen mostrando sobreprecios peculiares. La eficiencia del gasto será tan alta como la fluidez de Kicillof, y el dinero a invertir se repartirá en un 29,5% para educación, 8,4% en infraestructura, 4,3% en salud y 1,5% en seguridad, a lo que se suma otra partida denominada “Perspectiva de Género” con un 2,4%, que es un 60% más alto que la de seguridad, debido a que cubrir la agenda siempre será más importante que las necesidades de los argentinos. El aumento del gasto real comparado contra el 2019 es del 21,1% en educación, 199,6% en seguridad, 80% en salud y 80,8% en infraestructura. Nuevamente, el dinero nunca les alcanza.

Dudamos que estos aumentos en gasto tengan un impacto real en los argentinos más allá del empobrecimiento a corto, mediano y largo plazo, pues el problema es que sin importar cuánto dinero tengan simplemente no saben usarlo, y, en lugar de dejarlo en manos del sector privado que supo cómo generarlo, tienen el ego lo suficientemente alto como para seguirles quitando para derrocharlo un año más. Gracias a esto, el dinero que nos sacan del bolsillo hoy, a través de impuestos, y mañana, a través de la deuda, se achicará cada vez más, sin contar que se verá licuado por los efectos del impuesto inflacionario.

(*) Club de la Libertad

No te pierdas las últimas noticias de Visión Liberal. Súmate a nuestro newsletter.

Loading Facebook Comments ...
0 Comentario

Dejar una respuesta