21/07/24

La furia del presidente Milei ahora también se carga contra Gerardo Bongiovanni

Si bien Milei aludió a los «libertarios egipcios» sin ponerle nombre y apellido, la batería de trolls, encabezados por @TommyShelby_30, medios adictos como La Derecha Diario, y periodistas oficialistas como Luis Majul, le apuntan a la figura de Gerardo Bongiovanni, creador de la Fundación Libertad y amigo de Mauricio Macri, que días criticó las formas presidenciales.

Por: Letra P. El presidente de la Fundación LibertadGerardo Bongiovanni, aplaudía a pocos metros de Javier Milei cuando daba su discurso por el Premio Juan de Mariana 2024 en el Real Casino de Madrid. Sin embargo, una figura retórica y acusatoria que largó el Presidente sobre liberales lo encuentra, días después, en la crítica del oficialismo.

“Mientras defendemos las ideas de la libertad, también aparecen los liberales egipcios que por un lado hablan de libertad y por el otro le venden la patente del corso al mejor postor”, manifestó Milei representando la figura de un egipcio. Luego aclaró en su cuenta de X: «Definición aplicable a los liberales (de copetín) que mientras que con una mano (la de arriba) empuja las ideas de la Libertad, con la otra (la de abajo) pide las coimas para vender la patente de corso”.

No mencionó ningún nombre; de eso se encargó en su programa el periodista Luis Majul: “Quienes conocen a Milei dicen que se estaba refiriendo, entre otros, a Gerardo Bongiovanni. Poco conocido. Tampoco sabemos porqué. Sí sabemos que está más cerca de Macri y que lo criticó de manera insistente”.

Difícil saber si hablaba puntualmente del presidente de la Fundación Libertad. De hecho, en el núcleo de Bongiovanni no podían afirmar si se refería a él y se mostraron “sorprendidos” por el enredo de versiones en el que terminó metido. En un primer momento creyeron que el origen de la mención era un tuit de la cuenta libertaria @TommyShelby_30 que tiene 51 mil seguidores y es tendencia en el núcleo libertario.

Podría sumarse a la especulación la mirada de Milei, dirigida hacia donde estaba el dirigente liberal cuando dijo que “hay mucho libertarado, libertario egipcio que dice que estamos aumentando la presión fiscal; vamos contra esos mentirosos”. En las últimas semanas el director del think tank dio algunas entrevistas donde cuestionó el estilo discursivo del presidente y deslizó alguna crítica a la política económica. Nunca se sabe qué puede ofender al Presidente.

Lo cierto es que Bongiovanni estaba presente y saludó minutos antes al Presidente aquella noche en Madrid. Incluso, su hijo Ignacio, economista de la Fundación, filmó a Milei emocionado con la pintura que le regalaron. «Sensacional frase la que acaba de pronunciar el Presidente Milei acá en Madrid: “NUNCA permitiré el déficit fiscal, porque eso significa trasladarle nuestros problemas al futuro del país”, publicó Bongiovanni con una foto en el encuentro.

«Ahora te hacés el bueno, cuando te hartaste de meter piedras en el camino??? Tómatela, pedazo de garca. Con el Javo no, dinosaurio HDRMP», le contestó el troll libertario @TommyShelby_30. Toda una movida. Algo está roto en esa relación y el mileísmo tiene dificultades para conservar las formas.

Hay dos preguntas: ¿por qué lo señalaría de esa manera y, antes que todo, quién es? Gerardo Bongiovanni Es el fundador de la Fundación Libertad, un think tank liberal que tiene 36 años y sede en Rosario y que tuvo su mayor repercusión pública y política durante el gobierno de Mauricio Macri. Nacido en Villa Constitución, Bongiovanni llegó a Rosario para estudiar economía. Militó en la Ucedé y en Upau, y luego le fue dando forma a la Fundación junto con Fabiana SuárezWalter Castro y el periodista Marcelo Fernández.

Con los años fueron la referencia liberal de la ciudad y luego del romance natural con Alsogaray, pasaron a vincularse políticamente con Ricardo López Murphy y el partido Recrear, para luego decantar sus ideas en la línea del PRO. Siempre al margen de lo partidario, pero sirviendo de plataforma doctrinaria y de negocios.

Más tarde le encontraron a la difusión de las ideas liberales una pata económica que va desde el arancelamiento de diferentes actividades, hasta la producción de espacios de difusión de las ideas liberales en los medios con portales y radios. Desde la Fundación se organizan ruedas de negocios o misiones comerciales con empresarios, cursos, encuentros y diplomaturas aranceladas, y hasta es el centro educativo de la Universidad Siglo XXI. Quizás este «negocio» lo tome de manera peyorativa el Presidente. De nuevo: nunca se sabe qué puede ofender al Presidente.

El actual presidente de Argentina, Javier Milei, hablando frente a los más de mil asistentes del evento anual de Fundación Libertad. (X).

Bongiovanni es cofundador y director general de la Fundación Internacional para la Libertad (FIL), una red que se encarga de militar las ideas liberales y tiene como estrella a Mario Vargas Llosa, que cada año llega al país para las cenas de la fundación.

En estos encuentros se venden las mesas a empresarios, quienes van a ver a las figuras de la política y la economía. Es toda una puesta en escena donde, además del escritor peruano, habitualmente Macri es la figura mimada y se suman otras personalidades como el expresidente español José María Aznar, el presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, o en algún momento el propio Milei.

Hay varias cenas para el recuerdo, como cuando Macri le dijo a Vargas Llosa que su segundo tiempo sería igual que el primero, pero más rápido. O la de este año, cuando Milei se burló de los economistas que lo critican, entre ellos Carlos Melconian, Roberto Cachanosky y López Murphy, estos últimos (¿auto?) excluidos de la velada. Todos son amigos de la fundación. Probablemente desde entonces haya una rencilla contra Bongiovanni.

«A mí me gustaría que se moderara un poco. No es mi estilo; yo prefiero el modelo y me gusta mucho la tolerancia vargallosista», criticó entre otras cosas en La Nación+. «Hay un optimismo básico en relación al espíritu de este gobierno y su filosofía y hay preocupación por la implementación, por la coyuntura, por la gestión», directo al tobillo en una frase que grafica claramente la distancia.

El macrismo se sube tácitamente a estas frases. Incluso le cuestionó su trato con VOX en detrimento del Partido Popular. La diputada y economista libertaria Romina Diez fue del staff de la fundación, aunque no está en claro en qué situación quedó ahora, seguramente en el medio.

Gerardo, tío del joven diputado del PRO Alejandro Bongiovanni se supo acomodar en los círculos de poder político sin un estilo académico, más bien campechano. La línea es liberal, no libertaria. La Fundación siempre dejó ver que no son mileístas, tampoco en la ola libertaria, aunque coquetean.

Por ahora en el círculo de Bongiovanni no terminaban de interpretar si el Presidente se refería a él con una acusación tan grave como la de coimero. Si es así, seguramente sea un punto de inflexión, no solo con la Fundación Libertad.

Compartir:

Más publicaciones